lunes, 28 de abril de 2008

Maltrato Infantil


Las cifras son claras, aunque no gusten a las fundemantalistas de género La separación de padres e hijos, de forma masiva, y sin razón alguna que no sea ideológica o electoral forma parte del maltrato institucional. Antes de nada queremos recordar la obligación del personal cualificado de la administración la obligación que tienen de denunciar cualquier sospecha de cualquier clase de maltrato, ...incluido el de un posible “secuestro emocional” ocasionado por “…el uso de menores como arma arrojadiza, que se consigue mediante la programación y lavado de cerebro ya que este proceso constituye un maltrato al menor en el que se llega a manifestar un odio del menor, hacia el progenitor objetivo. ya que, pueden estar incluidas en una tipificación penal y por lo tanto tener responsabilidades civiles y penales. Así lo recuerda la Comisión Deontológica del Colegio de Médicos de Madrid.Así se dijo en el I Congreso de Psicología Jurídica y Forense en RedAsí han concluido los equipos técnicos catalanes



Última hora. 2005: 7 bebés muertos al ser abandonados por sus madres al nacer, y los grupos de mujeres sexistas con su cantinela del maltrato de hombres a mujeres en exclusiva. Seguimos queriendo saber la opinión de Montserrat Comas a cerca de este tipo de maltrato y homicidio, y qué hace para combatirlo.En contra de la propaganda de género, las figuras de arriba indican otra realidad, que parece más real, del maltrato infantil. Hemos representado el gráfico que Save the Children ha hecho público sobre el maltrato infantil en nuestro país. A pesar de estas cifras, ha publicado un informe sobre los efectos de la violencia de género en menores, del hombre sobre la mujer en exclusiva, del que llama la atención que se centre sólo en aquellos casos en los que los menores son víctimas teóricas del maltrato del hombre a la mujer, obviando el caso mayoritario en el que los menores son víctimas de la madre, y de las denuncias falsas de cualquiera de ellos. Suponemos que es la mejor forma de aspirar a subvenciones y favores que de otra forma se podrían cuestionar.
Estos datos parece corroborados en el País por la Policía Nacional y el Centro Reina Sofía, antes de la reconversión intelectual de género de esta última institución y de los que en ella tienen que guardar el puesto de trabajo (2002). Tal vez por ello en las últimas estadísticas sobre maltrato infantil, ya no aparece nada sobre el sexo del agresor. ¿Sería políticamente incorrecto hablar de género del agresor, en lo que parece la mujer es la mayor perpetradora?. ¡¿Es que hay cosas que no conviene publicar ....?!
También corrobora la Universidad de Valencia, con el 52,5%, el dato de que la madre es la mayor maltratadora de los menores.Más recientemente se ha publicado un artículo de violencia sobre menores evidencia el delirio de género que vivimos al mostrar una realidad diferente a la delirante de género. Se toman medidas cautelares contra el padre para proteger a los hijos de la violencia del padre, sin hacer referencia alguna a la violencia de la madre, cuando todos los datos, con diferentes matices, coinciden en que el mayor enemigo real de los menores son las madres: Generalmente, actúa un solo agresor: la madre, "la persona que más tiempo pasa con los hijos", en el 47,6% de las veces; el padre, en el 19%; ambos, en el 16,7%. En el 11,9% de ocasiones, el padre mata también a la madre.Claro que no se habla nada del tipo de violencia en el que la madre está especialmente dotada por su capacidad emocional, (por más que le pese al hombre): la violencia psicológica.
Llama la atención el maltrato emocional y el de por negligencia, en el que se incurre con el Síndrome de Alienación Parental, que a pesar de ser el mayoritario, es el que menos detectan los jueces con sus equipos psicosociales. ¿Qué les ocurre?. Conviene volver a recordar lo que dice el Colegio Oficial de Médicos, ya que pueden estar incurriendo en maltrato institucional muchos jueces, incluidos de familia, incluso de Audiencias Provinciales.
También ha salido un artículo interesante donde dice algo a lo que se le ha dado poca publicidad, y es que el año pasado ingresaron, sólo en Cataluña, 72 casos de maltrato a menores. Si tenemos en cuenta que según la gráfica el 23,5% de los casos son del tipo físico + sexual, y suponiendo que no hay doble contabilización (caso más conservador, aunque la hay), teniendo en cuenta que los 72 casos son sobre una población de 7 millones y que en España hay más de 40 millones de habitantes, extrapolando nos lleva a: 72/0.235/7*40= 1751 niños maltratados en España, sobre los que nada se sabe, gracias a las doctrina de género, que abarca a la política, la judicatura, y los medios de comunicación, encargados, según parece, de crear una verdad ficticia (delirio) a espaldas de la realidad.
Claro que las cifras pueden ser aún mayores según lo que dice el Diario de Sevilla sobre maltrato infantil. Este diario da dos datos estremecedores:La asociación de defensa de la infancia Prodeni estiman que los malos tratos, el abandono y los abusos sexuales de menores podrían afectar en España a más de 100.000 niños. Una proyección elaborada por Fundación Anar (Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgos) a partir de las llamadas recibidas entre 1994 y 2005 revela que al menos 17 de cada 10.000 niños españoles –unos 13.000 menores– sufren maltrato físico A partir de esos datos de Anar, y de la estadística de Save de Children, se podría decir que 13.000 / 0,20 = 65000 niños sufren alguna clase de maltrato. Habrá que investigar un poco más para saber exactamente a qué se refiere esta cifra, en concreto si incluye también a los que no tienen conciencia de sufrir dicho maltrato. Lo que queda claro es que el volumen supera con creces al de la violencia de género, y mientras la sociedad delira sobre la violencia de género, ignora (consustancial al delirio) la aún mayor de los menores, y todo eso a pesar de la frase, ya desgastada, por haber sido saqueada en su contenido, del interés supremo del menor. Por todo esto hablamos de delirio, que consiste en "crear" una "realidad" erróneamente necesaria para los fines que se pretenden.
El Justicia de Aragón es un defensor de los derechos y libertades de los ciudadanos frente a los posibles abusos de la Administración Pública. Es el nombre histórico con el que se designa al Defensor del Pueblo de esta Comunidad Autónoma de Aragón que, en opinión de algunos autores, se trata del precedente lejano de todos los Defensores del Pueblo Europeos.
Este organismo tiene publicado en su web este documento sobre maltrato infantil del que se puede leer: La forma más habitual que adopta el maltrato es la negligencia o abandono físico (82,2%), seguido del psicológico (19%), el físico (18%), el mixto (16%) y el sexual (6,4%); este último podría ser mayor que el reflejado pues se suele ocultar y no se denuncia.Normalmente el maltrato se produce en el entorno familiar. En esta línea, el estudio señala a la madre como principal maltratadora (83%), seguida del padre (56,4%) y otros familiares o cuidadores (6,4%); en el 46,7% de los casos la violencia procede de ambos progenitores.Se destaca que estos datos son sólo la punta del iceberg. “Estos casos flagrantes se detectan cuando llegan a los centros de protección de menores, pero hay muchos otros que no salen a la luz. Los datos con los que trabajamos son muy sesgados y en España apenas existen estudios, por lo que valorar la incidencia del maltrato en este colectivo es muy complicado”, apunta el Dr. Oliván.En otro pasaje dice:La ausencia de padre va a ser un factor de riesgo determinante para los niños. La escasez económica, la difícil tarea de educar a los hijos en soledad, los problemas cotidianos, la falta de redes sociales, la convivencia con una familia de origen en situación igualmente precaria, el entorno hostil, competitivo y poco apaciguador de tensiones, genera en la madre cabeza de familia una serie de angustias y de estrés que día a día se va acumulando, y que encuentra la vía de salida habitualmente en los hijos, de forma violenta la mayoría de las veces, desmesurada casi siempre; la falta de habilidades y herramientas necesarias para hacer frente a todas estas situaciones y crear un ambiente psicosocial sano para su familia va a poner, en numerosas ocasiones, a los hijos en situaciones de riesgo social, reproduciendo la pobreza y la marginalidad si no se da una adecuada intervención social.Ahora bien, no debemos olvidar que el maltrato infantil no distingue de estratos sociales, y que se da igualmente en familias de clases sociales acomodadas. La Mesa de las Cortes de Aragón, en sesión celebrada el día 18 de julio de 2005 en Zaragoza, ha conocido este Informe especial presentado por el Justicia de Aragón sobre el maltrato a la infancia, Informe especial sobre los malos tratos en el seno familiar y la violencia de hijos a padres.
Así se publico en el Boletín Oficial de las Cortes de Aragón.
Parece que las instituciones saben que la monoparentalidad es un factor de riesgo, y aún así la siguen forzando, ¿por qué?. ¿Hasta cuándo esa clase de maltrato institucional?
Últimamente hemos conocido del maltrato a Alba que ha trascendido a la opinión pública cuando ya fue más que evidente, o sea, tarde, y del que en un principio se responsabilizó al padre, tal como corresponde al guión del ideario de género. Pero, como la verdad es tozuda y se termina imponiendo al delirio antes o después, dicha verdad se ha ido abriendo paso, muy a pesar de ese ideario de género, aunque con algunas calumnias entre rectificación y profundización, más propias de regímenes totalitarios y racistas, que de un estado de derecho.
El padre, por lo pronto, y a diferencia de la madre, aún no se desprende del adjetivo de "biológico", ya que parece que la menor tiene dos padres: el verdadero ("biológico"), y el que la madre le ha buscado, lo que no deja de ser un maltrato a la menor, ya no sólo de la madre, sino social, porque a la niña se le hace creer de la existencia de dos padres, lo que le afecta negativamente a su equilibrio psíquico. En estos casos, los menores, llegan a preguntarse cómo es posible que hayan nacido dos veces. Claro que esto no es tanto frente a debatirse entre la vida y la muerte, y tener que esperar para ver que secuelas le quedan de por vida. Todo esto pasó a pesar de los signos evidentes como denuncias falsas que la madre había puesto, y que en general parece que no gusta investigar. Claro que si se tomaran en serio las denuncias falsas .... quizás no habría cárceles suficientes, muchos puestos de trabajo desaparecerían, y mejor hacer la vista gorda, con los riesgos que conlleva ....En este caso, en nuestra opinión, se dan todos los ingredientes que observamos en muchos casos, y que nos contáis:Criminalización del padre (del verdadero y único), por razón de su estado de divorciado / separado, su orden de alejamiento correspondiente, ya que más de lo deseable, se dan con el un rigor similar al que se hace un churro, conforme al guión oficial de género. Creencia ciega en la madre, y desconfianza plena en el padre, también siguiendo el guión de género, que incluye, no olvidemos, la figura del Derecho Penal de Autor, en las que uno seres humanos, por el simple hecho de tener pene, son juzgados diferente: tribunales especiales y condenas especiales. Algunos se preguntan por qué no meterlos directamente a la cárcel. Nos evitaríamos el gasto de un juicio. Existencia de denuncias falsas, incluidas las de abuso sexual, cuya responsabilidad se reparte por igual, y que se dice es debido a la situación de conflicto existente entre los padres, como si la madre no supiera lo que hacía cuando acusó al padre, y éste fuera responsable de lo que la madre pudiera hacer ilícitamente. Lo ocurrido es debido a la falta de coordinación y de medios. Viejo tópico que por viejo, no resulta menos eficaz para desviar la atención, y dejar de mirar a jueces policías e instituciones que por inoperantes, se convierten en maltratadores instituicionales. En el maltrato institucional se incurre también por omisión. ¿Que hubiera ocurrido si se le hubiera escuchado al padre, y si se hubiera investigado la falsedad de las denuncias que sufrió?. Sólo hay que leer lo que dice el padre y lo que decimos sobre credibilidad del testimonio, para que a uno le asalte la duda de si estamos ante un caso de negligencia judicial y policial colectiva (porque se repite una y otra vez) de género, que muchos menores hijos de padres separados / divorciados sufren en mayor o menor grado. Para nosotro lo único novedoso la consecuencia de este caso por lo extremo de la agresión, y que la opinión pública se haya hecho eco. Por cierto, queremos desde aquí señalar el papel del Diario de Sevilla que ha decidido no seguir el guión de género informativo, y escuchar la voz de un encarcelado, parece que por denuncias falsas, que como consecuencia del guión de género, fue tratado como maltratador por su condición de hombre separado, convirtiéndolo en otra víctima más de la ideología delirante de género.
Llama la atención de cómo en este caso se dan los elementos que denunciamos en nuestras páginas:Existencia de intereses espurios relacionados con la causa de divorcio, a los que no se presta atención a pesar de que el 19% de las agresiones infantiles se producen para fastidiar al otro progenitor. Trato sesgado con prejuicios sexistas y delirantes de una situación de violencia, en la que se parte de la hipótesis única de que el padre maltrata a la madre y a los hijos al margen de la realidad, y sin hacer mucho esfuerzo por averiguar la verdad, lo que coincide con la definición de delirio. Falta de espíritu crítico de jueces y policías para cuestionar todo en beneficio de la verdad, actitud esta compatible también con el delirio. La necesidad de castigar como móvil del maltrato y de las denuncias falsas (incluido abusos sexuales). Según este reciente estudio, el 19% de los casos de maltrato infantil sólo para castigar al otro progenitor. Colaboración por omisión, y dejadez, del entorno, en este caso policial, y judicial, para que se materialice el maltrato al padre, y finalmente a la menor. Uso de las menores como arma arrojadiza. Perjuicio de la víctima objetivo (padre), y mayor aún a la menor, lo que es coherente en los casos en los que los menores se usan como arma arrojadiza (recordad denuncia falsa de abuso sexual). Esto se produce por lo que D. José Manuel Aguilar denomina cosificación del menor, es decir, que se considera al menor como una cosa, y por lo tanto si es una cosa, ¿por qué no arrojarla contra la pared? Los daños sufridos, siempre psíquicos y a veces físicos son simples efectos colaterales para el agresor. La incacapacidad, no exenta de arrogancia, de detectar la mentira y darle la relevancia que tiene. Esto, a nuestro juicio, convierte a la Administración Pública en general, y a la Administración de Justicia en particular, en una fuente de maltrato institucional, que por otro lado consideramos de carácter generalizado. No vamos a negar que las consecuencias en el caso de Alba han ido más allá de lo que es usual, pero no es el único caso, y no podemos dejar de pensar que la razón por la que haya podido trascender a la opinión pública es porque en un primer momento se pensó que era un caso de violencia de género, que luego se demostró ser del antigénero que, según la propaganda oficial, no existe, aunque sea real, lo que nos lleva al delirio colectivo o quizás, más acertadamente, delirio de Estado.Echamos en falta las palabras de Montserrat Comas (más allá de mencionar la omnipresente descoordinación), así como de la ciudadana PdelC, y de la asociación de mujeres Themis, que parecen no interesarse por la violencia de las madres sobre sus hijos. ¿Pretenden protegerlas?. ¿Su silencio ampara el maltrato infantil de género femenino?,
Hay que recordar que el CGPJ (Consejo General del Poder Judicial), ha multado a algún juez, por no dar la orden de alejamiento en algún caso que conocemos, lo que pondría en tela de juicio la debida imparcialidad en cuestiones de género y familia de los jueces, pues pueden estar respondiendo a otros estímulos diferentes al de la Ley. Sospechamos que más de una orden de alejamiento responde a las presiones que algunos jueces dicen haber sufrido desde el CGPJ según indica algún juez que otro, y siguen recibiendo, al menos, desde organizaciones de mujeres que se autodenominan feministas, y que a nuestro juicio parecen más resentidas que feministas. Estas presiones las reciben los jueces que deciden actuar en conciencia, y pretenden liberar a menores de su situación de maltrato, como en el caso de Ponferrada, donde el juez decide cambiar una custodia a un padre "maltratador", según estas organizaciones, aunque nunca fue condenado por ello, porque más que probablemente, se trataba de otra denuncia falsa. Este caso evidencia las presiones que los jueces que decidan hacer JUSTICIA deben esperar, cuando actúen contra la madre, en contraste con la tanquilidad en la que vivirán cuando lo hagan contra el padre, aunque sea injusto y perjudicial para el menor.
Está claro que si el juez sigue el guión de género, condena al padre injustamente y le dejan el menor a la madre, para que siga haciendo lo que hacía, este juez se verá libre de esa presión mediática y no será noticia. Es decir, el juez que aplique justicia de género, vivirá mejor con el poder, que cuando aplique JUSTICIA, sin adjetivos, que tal como ha ocurrido en el caso de Ponferrada, osadamente, se ha atrevido a hacer. Pues que, ¡cunda el ejemplo! En esta línea comentar una sentencia, ya antigua, 2001, pero que para nosotros es "rara", porque sólo conocemos otra, aunque debería ser lo habitual. Se trata de una sentencia de Lleida, en la que le dan al padre la custodia porque la madre malmetía al menor contra el padre. La otra en Ponferrada, más reciente, que le dan al padre la custodia porque la madre ya le ha hecho un enorme daño al menor, siendo incluso condenada por no entregar a su hija, con denuncia sin indicios de abusos sexuales a la menor, siempre según el guión de la doctrina de género, y que la madre se encarga de repetir, no sin ayuda de asociaciones sexistas de mujeres. Recordad que la menor ha mejorado al apartarla de la madre, cosa que muchos jueces ignoran que ocurre cuando los menores son apartados de los que les inculcan maliciosamente contra el otro progenitor, aunque esta es cuestión científica, y no doctrinal, aunque quizás con menos seguimiento.Pero lo cierto es que no decimos nada nuevo que nuestras autoridades no sepan y si no, recordad lo que dice el preámbulo de la ley del divorcio:En el antiguo modelo de la separación-sanción, la culpabilidad del cónyuge justificaba que éste quedase alejado de la prole. Al amparo de la Ley 30/1981, de 7 de julio, de modo objetivamente incomprensible, se ha desarrollado una práctica coherente con el modelo pretérito, que materialmente ha impedido en muchos casos que, tras la separación o el divorcio, los hijos continúen teniendo una relación fluida con ambos progenitores. La consecuencia de esta práctica ha sido que los hijos sufran innecesariamente un perjuicio que puede evitarse. -- Esta es precisamente la definición de maltrato: infligir un sufrimiento que se puede y debe evitar. Es difícil que con un preámbulo así ahora se aleguen desconocimiento mala coordinación, falta de medios ....
Esta doctrina de género tan perversa, dogmática (fruto del delirio colectivo) y negativa para los menores que defienden algunas asociaciones de mujeres reaccionarias que se auto proclaman feministas, contrasta con lo que si creemos es el verdadero feminismo que buscan una sociedad más justa donde la diferencia de sexos no se de, un feminismo que ellas mismas dicen que también existe, como si al otro se le pudiera llamar feminismo, y que esperamos que con el tiempo se vaya abriendo camino, en detrimento de la doctrina de género, que tanto maltrato institucional está ocasionando. Desde aquí nuestro apoyo, por sensato y racional, a ese otro feminismo.
Como sabéis la presidenta de la Comunidad de Madrid, Doña Esperanza Aguirre, es una persona muy sensibilizada con la violencia de género también, y por eso han puesto un servicio especial en el 012 mujer para las víctimas (antes de saber si realmente lo son), eso sí, y siguiendo el guión de género, sólo para hembras. Dicen que reciben una llamada al día de mujeres víctimas de malos tratos y, claro, nos preguntamos cómo saben que lo son, porque una cosa es decirlo y otra es serlo. ¿Qué pasa si es una llamada que pretende, a través de la victimización, maltratar al padre?. Entre otras cosas que se pueden convertir en colaboradores de maltrato, tal como pasa en más de un caso. Y eso de colaborar con el maltrato, no lo decimos nosotros, sino que el propio Secretario de la Comisión Deontológica del Colegio de Psicólogos de Madrid lo dice. Aparece con el nombre de "IgnacioBolanos".
Quizás para acreditar que siempre son casos de maltrato, hayan puesto al frente del servicio una tal SS.LL. psicóloga experta en detectar malos tratos a mujeres (no consta que lo haya hecho al revés) a distancia y de forma indiscriminada, tal como el guión de género necesita. No se si os suena, pero éste es un informe que hizo en el caso de José Luis, que casi le cuesta la cárcel y donde estaría ahora si hubiera sido por el fiscal al que parece que esta psicóloga convenció. Este informe está hecho sin ver al padre, del que dice verdaderas lindezas, que, de haber sido ciertas, hubieran tenido que meterle en prisión de por vida. Esta señora tiene al menos dos denuncias en la Comisión Deontológica del Ilustre Colegio de Psicólogos de Madrid, por alguno de estos informes, que, como siempre, se toman un tiempo para decidir, mientras los menores afectados no dejan de crecer sin el contacto con el padre, por lo que sería en beneficio supremo del menor, ir más rápido de lo que lo hacen ...
En la sentencia en la que esta señora testificó como psicóloga de género se habla de recuerdos del menor que eran neurológicamente imposibles, lo que nos coloca en una forma de maltrato que es el lavado de cerebro, que bien pudo ocurrir mientras la ex- de José Luis estaba en el centro de mujeres maltratadas de Coslada. Claro que éste no es el único informe ni caso que conocemos, aunque todo sea dicho de paso, la falta de imaginación de esta persona, permite que visto uno se hayan visto todos, al menos de los que tenemos.
Suponemos que el proceso de selección del que ha disfrutado a la ciudadana SS.LL. para acceder a este puesto, ha sido intachable, y habrán investigado todo, pues para un tema tan delicado no se puede elegir a cualquiera, por lo que asumimos que habrán consultado el expediente inmaculado de la ciudadana SS.LL. en el Colegio Oficial de Psicólogos y que dichas denuncias habrán pesado favorablemente para ocupar dicho cargo. Nos gustaría preguntar a Dª Esperanza Aguirre si no le importa que Telemadrid saque a las dos tan seguidas, que parecía que estaban juntas, y si no le preocupa que se produzca trasnferencia de imágenes. Mucho nos tememos que la Comunidad de Madrid también pueda desear ser protagonista de la Psicosis de Género, y que nada mejor que SS.LL. para ayudar a ello.
Pero esta señora también ha estado colaborando con el Ayuntamiento y también en la página del Ayuntamiento de Madrid, podréis leer sobre SS.LL.. Buscad la palabra Lamas, en el documento y mirad la página 11. Nos llama la atención estas conexiones de las organizaciones de género con el poder público. ¿No creéis que la Administración Pública debería ser más cuidadosa con las apariencias?.
Por cierto, la ciudadana Rebeca Gómez Martín, a sueldo también de la Comunidad de Madrid, psicóloga adscrita a los juzgados de Familia de Madrid, afirma, en una entrevista de género, como buena psicóloga de género, que la mujer no maltrata, o que ella no lo conoce y que se dan pocos casos. Para que luego creáis a ciegas en la Justicia de Familia y la de género, y en los psicólogos de género a sueldo de la Administración y al servicio de no se sabe bien de que ideología más, pero siempre de género.
Doña Esperanza Aguirre, nos gustaría saber si usted también piensa que el maltrato al menor es una cuestión política de género, y por lo tanto hay que dejar que estas cosas sigan el cauce preestablecido por el guión delirante de género, al que muchos parecen haber vendido sus conciencias. Al fin y al cabo la industria del maltrato de género mueve mucho más dinero que el maltrato infantil, y todos sabemos la importancia del dinero. ¿No?. No olvidéis que también existe el periodismo de género, o mejor la propaganda de género, y la formación de género de la que disfrutan nuestros jueces desde el CGPJ, con la correspondiente ceguera en asuntos de maltrato infantil. ¿Alguien puede creerse que el problema de Alba es un problema de coordinación?. Si acaso fuera de coordinación sería de género, de género del que son víctimas nuestros hijos, incluso paradógicamente, muchos casos en los que el perpetrador es el hombre, por emplear armas que mayoritariamente emplea la mujer, y que por lo tanto conviene silenciar. Estos son los efectos colaterales de la doctrina de género, que los buenos estrategas han de asumir convenientemente.
Como parece evidente, nosotros existimos para luchar contra todo esta forma de pensar y actuar porque maltrata a nuestros hijos, y donde todos tenéis cabida, pues aquí, aunque hablemos de género, por considerarlo una aberración, nosotros creemos en la igualdad, y apoyamos a todas las víctimas progenitores de hijos maltratados, sin importarnos lo que hay entre las piernas de los hijos ni de los progenitores, por supuesto.Lo cierto es que la gente que se dirige a nosotros es especial, no se si engrandecidos por el dolor de la injusticia, o por la selección natural, pero hasta ahora, podíamos hacer un equipo mixto y numeroso, de grandes personas. Ese es nuestro mejor activo.Mirad todo lo que hay en esta web, porque si estás viviendo esta problemática necesitas saber lo que aquí hay dicho para poder moverte en el difícil terreno que nos han puesto para poder mantener con nuestros hijos una relación de padres (padres y madres) plena. Si tienes problemas, no pretendas que nadie te los resuelva, porque entonces vas de cráneo. Necesitas ayuda, pero tu has de ser quien controle la situación, y aquí tienes mucha de la información que necesitas. Ni todos los abogados, ni todos los psicólogos conocen mucho de lo que necesitas y que aquí encontrarás.
Recordad, para acabar, que España ocupa, por méritos propios, el puesto 23 en transparencia, por detrás de la mayoría de países de nuestro entorno, es decir, España es percibida como más corrupta que el resto de países de nuestro entorno, y la Justicia, nos imaginamos que, tendrá mucho que decir. Suponemos que tras la metamorfosis de género sufrida este año pasado, los ciudadanos se sentirán más expuestos, y verán menos transparencia aún en...La justicia es lenta, ineficaz, arbitraria, incoherente, discriminatoria con los acusados,abusiva, en el uso de la prisión preventiva y depositaria de un poder excesivo.
Demoscopia 1995. El País

Federación Andaluza de Madres y Padres Separados (FASE)
Avda. Nicolás Salmerón, 30 - 2ºB
04700 - El Ejido (Almería)
Teléfonos: 639 611 501 / 675 512 308

Retiran la custodia a la madre de una niña de 12 años que ingresó con un aborto

Un Juzgado de Santander le quitó la patria potestad después de que parara un embarazo de 12 semanas El Juzgado de Instrucción número 1 de Santander ha retirado la patria potestad a la madre de una niña de 12 años que ingresó en la Residencia Cantabria con un aborto de unas doce semanas de gestación. AGENCIAS 23-04-2008 Según indica el auto del juez José Hoya, la guardia y custodia de la menor deberá ser ejercida por los Servicios Sociales del Gobierno de Cantabria hasta que se determine si la niña ha sido objeto de abusos sexuales.

Junto a la madre, B.S., el Juzgado de Instrucción número 1 de Santander ha imputado por esta causa a I.A., su compañero sentimental, ambos de nacionalidad rumana.

Ingresó con una fuerte hemorragia

El médico de guardia del servicio de Urgencias de la Residencia Cantabria fue quien avisó al juzgado sobre la situación de la niña, que presentaba una importante hemorragia y tuvo que ingresar en el servicio de maternidad del centro.
El auto indica que los familiares de la menor pidieron el alta voluntaria para que ésta abandonara la Residencia, lo que ha motivado que el Juzgado de Instrucción número 1 haya declarado su situación de desamparo.

Prohibido cualquier contacto con la niña

También ha prohibido que la niña abandone el centro sanitario sin previa autorización del juzgado o del Ministerio Fiscal.

Por estos hechos, el titular del Juzgado de Instrucción número 1 ha acordado la protección de la menor y la apertura de diligencias para determinar la identidad de la persona que ha dejado embarazada a la niña, además de dar traslado a la Fiscalía para que inicie las actuaciones que considere oportunas.

El juez también ha ordenado la supresión de cualquier contacto de la madre y su compañero con la niña hasta que sea evaluada por los Servicios Técnicos de Protección del Menor, a los que se ha requerido informes para determinar si ha sido objeto de abandonos anteriores y sobre la conveniencia de que siga teniendo relación con ellos.

domingo, 20 de abril de 2008

El Ayuntamiento de Motril condena las agresiones hacia los alumnos del colegio Príncipe Felipe por una abuela armada con baston y tijeras


El equipo de Gobierno ha mostrado su indignación ante este tipo de comportamientos incívicos y que han causado el temor de decenas de niños, profesores y padres. Asimismo, ha destacado la labor del GRUMEN, que controló la situación antes de tener que lamentar una tragedia.


El teniente de alcalde de alcalde de Interior, José García Fuentes (Foto), ha mostrado su condena, en nombre del equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Motril, por los sucesos que han ocurrido en la mañana de ayer y hoy en el colegio Príncipe Felipe.

En concreto, los hechos comenzaron cuando la madre de una estudiante increpó a algunos compañeros de su hija, debido a que, según se detalla en el informe policial “se dedicaban a propinar insultos a la niña”.

Pero los acontecimientos más lamentables han tenido lugar en el día de hoy, cuando la abuela de esta alumna, se ha personado en el colegio, con tijeras y bastón en mano, dispuesta a agredir a los padres de los niños que insultaban a su nieta.

La señora ha logrado arremeter contra dos mujeres y dos hombres presentes en ese momento en el centro, siendo reducida por los propios profesores y los efectivos del Grupo de Policía Local Especial de Menores (GRUMEN), quienes rápidamente acudieron al lugar, controlando la situación ante de tener que lamentar una tragedia.

Acto seguido, la agresora fue trasladada a las dependencias policiales, donde permanece a la espera de pasar a disposición judicial. Los agredidos, que han dado el correspondiente parte médico, se encuentran en buen estado de salud.

José García Fuentes ha mostrado su indignación “ante este tipo de comportamientos incívicos, que han causado el temor de decenas de niños, profesores y padres”, y ha reiterado “la gran labor del GRUMEN y del resto de los agentes de la Policía Local, que día a día trabajan por la seguridad de todos los ciudadanos motrileños”.

Detenida una mujer de 62 años por agredir a dos niños compañeros de colegio de su nieto

Una mujer de 62 años fue detenida ayer por la mañana por la Policía Local de Motril después de haber agredido a dos alumnos de 11 años del Colegio Príncipe Felipe, de esta localidad, compañeros de su nieto.

El suceso ocurrió sobre las nueve, cuando A. T. C. se dirigió al patio del colegio donde se encontraban los niños preparados para entrar a clase. La ahora detenida se dirigió a dos compañeros de clase de su nieto para recriminarles algo que habían hecho, diciéndoles: «Si no resuelve la profesora las cosas, lo hago yo», mientras los golpeaba con el bastón que llevaba.

En la trifulca, al parecer, también agredió a la madre de los menores, un niño y una niña de once años. Ésta tuvo que ser trasladada al Hospital Santa Ana de Motril, donde la atendieron de diferentes golpes en la cabeza y hematomas en la cadera, afortunadamente leves.

Al parecer, la mujer ya había sido denunciada anteayer jueves por haber agredido a estos mismos niños.
Reincidentes
Según fuentes policiales antes de ayer también se produjeron hechos violentos en el centro protagonizados por la misma familia. En esta ocasión, fue la madre de la niña la que agredió a uno de los niños también golpeados por la abuela de la alumna, al día siguiente.
Tras la agresión de ayer, la presunta agresora fue entregada a la Policía Nacional donde prestó declaración y fue detenida a la espera de que pasara a disposición judicial. Tras estos episodios, la salida del colegio de ayer fue tristemente especial. Los padres agrupados comentaba la agresión y varias parejas de policía -Nacional y Local- custodiaban el patio y los alrededores.
Horas antes, agentes de ambos cuerpos acudieron prestos para frenar la agresión y detener a la abuela de la niña. Aunque fue un gran susto, los agredidos no sufrieron daños graves, según fuentes municipales.
El concejal de Interior, José García Fuentes mostró su indignación ante este tipo de comportamientos «incívicos, que han causado el temor de decenas de niños, profesores y padres», y reiteró «la gran labor del Grumen y del resto de los agentes de la Policía Local.
Estaremos muy pendientes de este caso», aseguró el edil motrileño responsable de la seguridad ciudadana.